Materiales que conservan y mejoran las condiciones del medio ambiente

Hoy día ha aumentado la demanda de productos sostenibles que contribuyen a la conservación del sistema en el que se envuelven los seres vivos, se estima que el fabricante biopolímeros compostables aumente la producción de este material en un 20 por ciento.

¿Qué son los biopolímeros?

Son definidos como macromoléculas que se originan de forma natural y fuentes renovables, que son una opción sustituta para algunos polímeros que viven del petróleo, como Azúcar, almidón, aceites o vegetales; generando un menor impacto en el ambiente.

¿A qué se refieren los términos biodegradable y compostable?

Indican una forma de descomposición de materiales que son desintegrados  cuando microorganismos como bacterias, hongos, algas o sustancias como el agua, el metano, intervienen en la biodegradabilidad radicando en las propiedades químicas. A su vez lo compostable como las hojas, papel o trozos de madera tardan aproximadamente doce semanas en degradarse. 

¿En qué medio se biodegradan?

De forma errónea y generalizada, se ha interpretado que si un biopolímero es biodegradable, este se desintegrará sin dejar efectos adversos. Pero no siempre es así, ya que va a depender de su estructura química y de los microorganismos en cuestión. Diversos estudios han revelado que todo depende del polímero y del medio, siendo para este caso el compostaje industrial, donde cierta cantidad de residuos es sometida a condiciones óptimas de pH, temperatura y humedad para poder así aumentar el crecimiento de microorganismos. Dando como resultado un compost estándar.

¿Qué hay del compostaje doméstico?

Este genera las condiciones óptimas para que los microorganismos crezcan y hagan su trabajo, con la ventaja de que no es necesario el traslado de residuos para su gestión.

¿Lo sabías?

Existe una economía en espiral que representa el ciclo de plástico sostenible, en el cual el producto es reciclado para convertirse posteriormente en un material usado en otro artículo y segmento diferente, en el tiempo que sea posible antes de que este se transforme en energía. Lo que resultaría lo mismo que un envase de comida puede ser transformado en parte de un coche y después terminar como una maceta.

¿Qué hay del plástico?

Su vida útil es limitada, eso va a depender del tipo de plástico que se recicle; estos materiales pueden usarse unas siete veces nuevamente, antes de que pierdan sus propiedades mecánicas. En la actualidad existe una amplia gama de plásticos que son originarios del petróleo y que se vienen desarrollando desde hace más de setenta años, con la finalidad de responder a lo que las industrias necesitan.

¿Tenías idea?

Una empresa puede usar material reciclado y realizar su actualización, de acuerdo con las especificaciones solicitadas. Elevando de esa manera el valor del plástico, además disminuye la emisión de dióxido de carbono de un setenta a noventa por ciento aproximadamente, esto es en comparación con los productos que se elaboran a base de petróleo.

Nota importante

Según un informe, los bioplásticos para envases, hoy día son una representación de una pequeña parte del mercado global de envases de plástico. Sin embargo, se estima que aumentará su crecimiento en el transcurso de los años.

Los biopolímeros a base de almidón

Esta categoría se deriva de la papa, el maíz, el arroz, entre otros. Una vez que es plastificado, puede ser procesado y manipulado de forma térmica en tradicionales equipos de extrusión, inyección, soplado y termoformado, al realizar la mezcla se crea una alternativa biodegradable que es elaborada ya sea de manera parcial o total a partir de recursos renovables, que imparte las mismas o mejores especificaciones que las uniones con cien por ciento de polímeros. El artículo que se realiza con almidón de papa, realiza una conversión del polvo altamente cristalino en una resina termoplástica que en su gran parte es amorfa.

¿Qué pueden ofrecer los fabricantes de este tipo de material?

Importantes ventajas en lo que a la sustentabilidad se refiere, entre ellos está la reducción del cincuenta por ciento en la implementación de materia prima de combustibles fósiles; así como la disminución del dióxido de carbono. Obteniendo en su forma más pura el material compostable. Por otro lado, pueden diseñar productos que sean biodegradables incluso en presencia de microorganismos que ayuden en el proceso

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *